Menstruaciones muy dolorosas... otras molestias (trastornos digestivos, fatiga) durante la regla... dolor pélvico crónico... dolor durante las relaciones sexuales... infertilidad... ¿Endometriosis?

 

 

Unas palabras personales...

Mi motivación para crear esta página surgió a raíz de que me diagnosticaron esta enfermedad en 2011, después de muchos años (14, para ser exactos) de sufrir menstruaciones extremadamente dolorosas, así como otros síntomas de la enfermedad. Pasé estos años consultando a un médico tras otro (aparte de acabar en urgencias un par de veces porque me desmayaba del dolor) buscando una explicación para estos dolores que me hacían la vida imposible mes tras mes. Ninguno de estos médicos ni siquiera sospechó de endometriosis, aunque mis síntomas son "de libro". Cuando por fin una ginecóloga (si bien recuerdo, fue al menos la quinta a la que fui, no contando los otros médicos) pensó en endometriosis, que poco después fue confirmada mediante laparoscopía, me encontré ante un mar de dudas. ¿Endo-qué? Así que puse manos a la obra, y empecé a reunir toda la información que podía encontrar, así como a buscar el contacto con otras mujeres afectadas. Y me dí cuenta de que mi historia por desgracia es bastante típica para una paciente de endometriosis, que a pesar de lo frecuente que es, todavía se trata de una enfermedad poco conocida y tomada en serio por la sociedad e incluso por los mismos médicos.

 

La endometriosis es una enfermedad camaleónica, tiene muchas facetas, y puede llegar a cambiar y controlar completamente nuestra vida. La endometriosis no mata, pero esto no significa que no sea grave. Afecta a nuestra calidad de vida obligándonos a soportar fuertes dolores que pueden ser incapacitantes. Afecta a nuestra salud obligándonos a someternos a intervenciones quirúrgicas repetidas y a tratamientos con medicamentos con desagradables efectos secundarios, terapias cuyo éxito muchas veces es solo pasajero. Afecta a nuestras posibilidades de tener hijos. Afecta a nuestra sexualidad, convirtiendo el hacer el amor en algo doloroso. Afecta a nuestra vida laboral, si los dolores nos impiden poder trabajar. En esencia, puede afectar a toda nuestra vida.

 

La endometriosis es invisible. Una mujer con endometriosis no parece enferma. Y el hecho de que el dolor pélvico durante la menstruación es considerado casi como algo normal por la sociedad hace que las mujeres afectadas se creen también que su dolor es normal, algo que les ha tocado vivir y que hay que aguantar, y es por eso tardan tanto en buscar ayuda. Y si lo hacen puede que oigan justamente eso, que solo es dismenorrea, que mala suerte y que se pongan una bolsa de agua caliente y se tomen un paracetamol.

Si todos los meses estas literalmente enferma durante tu regla, que te digan que solo es un poco de dismenorrea es insultante. Sobre todo si "un paracetamol" te hace exactamente el mismo efecto que comerte un caramelo y la idea de la bolsa de agua caliente también te causa solo risa floja. Pero poco a poco una empieza a dudar de lo que siente... ¿y si soy una quejica? ¿de verdad es para tanto? Y una sigue aguantando, aguantando además del dolor físico el dolor emocional por el hecho de que casi nadie, incluyendo por desgracia a muchos médicos, toma en serio tus síntomas. Al fin y al cabo, el dolor menstrual es normal, ¿no? Y sobre los otros problemas cuesta hablar. Que te duela horrores cuando haces el amor con tu pareja o que todos los meses sufres diarreas y flatulencias cuando te viene la regla no son precisamente temas de conversación para una cena con tus amigas.

 

Y así va pasando tiempo... años y años. Como media, 7 años desde la aparición de las síntomas hasta el diagnóstico, y por tanto también 7 años perdidos hasta iniciar el tratamiento. El hecho de que para diagnosticar la endometriosis hace falta pasar por una intervención quirúrgica bajo anestesia general tampoco facilita las cosas. No debería ser así, pero por desgracia según mi experiencia y la de muchas otras afectadas encontrar a un ginecólogo que toma en serio a la paciente con síntomas sospechosos de endometriosis y que tenga experiencia en el tratamiento de esta enfermedad todavía es cuestión de suerte.

 

Casi todo el mundo sabe lo que es el asma, la diabetes o la enfermedad celiaca. Pero endometriosis? Por supuesto no tiene sentido discutir qué enfermedad es peor. Pero lo que está claro es que la endometriosis no es ni mucho menos solo un poco de dolor menstrual, que afecta a millones de mujeres y que para esto hay muy, muy poca conciencia sobre esta enfermedad en la sociedad.

 

Espero contribuir mediante esta página mi granito de arena a la concienciación sobre esta enfermedad, y que a otras mujeres afectadas la información aquí reunida sea útil.

 

 

contador de visitas